19 ago 2015
agosto 19, 2015

El TDAH y la Reflexología

0 Comment

¿Puede la Reflexología ayudar a un niño con TDAH? tdah

La respuesta es si…, puede ayudar y mucho, más de lo que nos imaginamos…

 

Desde hace algún tiempo trabajo con niños diagnosticados de TDAH a través de la Reflexología.

Sus familiares, siendo pacientes míos, acumulaban mucho estrés por la situación que vivían diariamente. Tras el tratamiento, pudieron experimentar en primera persona  cómo la Reflexología pudo ayudarles a bajar los altos niveles de ansiedad y de estrés que acumulaban.

Observamos con rapidez cómo el cambio en ellos favoreció el cambio en el ambiente  y cómo el cambio en el ambiente pudo favorecer el bienestar de los niños.

En muy poco tiempo me pidieron trabajar con sus hijos y vimos muy buenos resultados. Las familias aprendieron la técnica y hoy, son ellos los que  practican la terapia con sus hijos.

Las familias han conseguido mejorar la calidad de vida de sus hijos y la de ellos mismos a través de la Reflexología.

NIÑO CON TDAH
¿Qué es el TDAH?

Se llama Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH) a un trastorno del comportamiento que afecta a un gran número de niños en edad escolar y que se caracteriza por la presencia (con intensidad significativa y desproporcionada para su nivel de desarrollo y para la educación recibida) de uno o de los dos grupos de síntomas siguientes:

1. Dificultades para regular la atención

2. Actividad motriz excesiva (hiperactividad) e impulsividad

Algunos niños sólo muestran déficit de atención, mientras que otros sólo hiperactividad e impulsividad (sin déficit de atención). Sin embargo, el grupo más numeroso de niños es el que presenta, conjuntamente, ambos grupos de síntomas.

Y ahora déjame que te muestre algo que rápidamente te acercará al TDAH… Pablito, un niño con TDAH…

Dos profesionales y también referentes en el mundo del TDAH, me ayudaron  a comprender este trastorno, pero sobre todo, me enseñaron a ver al niño y a la familia bajo una perspectiva muy distinta a la que pensaba, ellos me provocaron las ganas de ayudar desde la Reflexología.

Isabel Orjales Villar, con su libro “Claves para afrontar la vida con un hijo con TDAH”  me enseñó y me resolvió de forma clara y precisa todo lo referente a este trastorno que hoy, más que nunca, se vuelve protagonista en nuestras familias y en nuestras aulas.

Y escuchar  a José Ramón Gamo Rodríguez, me confirmó varias cosas…, Ser un TDAH bien dirigido y motivado tiene recompensa. Sin duda, no hay más que oirle en sus conferencias para observar esto…, pero sobre todo me confirmó el porqué la Reflexología es una herramienta excelente en la vida de las personas con este trastorno, fue él quien me dio la clave.

¿Qué observé en los niños?

En general vi a niños y adolescentes con niveles de estrés muy altos, su calidad de sueño no era buena, y tenían dificultad para dormir las mismas horas que los niños de su edad. Hablaban de dolores de cabeza y algunas veces padecían dificultades para respirar, sobre todo  en situaciones de mucha tensión. Observé que su capacidad de relajación era baja e incluso nula. Además su sistema musculo esquelético no estaba bien, existía una gran tensión muscular en cervicales y espalda, y esto les provocaba contracturas fácilmente observables junto con dolor constante.

Esto no significa que todos los niños con TDAH padecerán esta sintomatología, pero por lo general, los niños con TDAH son niños que viven en escenarios con un alto contenido de estrés.

Hablamos de niños que han de mantener un nivel de esfuerzo muy alto bajo situaciones de  broncas, regañinas, amenazas y castigos, junto con niveles de recompensa bajos e incluso sin recompensa.

El estrés y la ansiedad, el peor ingrediente para el aprendizaje y el desarrollo cognitivopadre-regañando

El niño con TDAH tendrá problemas con la capacidad de perseverancia y voluntad, con la capacidad de controlar el tiempo interno, con la capacidad de autoevaluación, con la capacidad de automonotorización y sobre todo con la concentración y esto, sin duda, le generará estrés y ansiedad.

El peor enemigo del rendimiento cognitivo es el estrés y la ansiedad, ambas dos repercuten significativamente en la capacidad de las neuronas para aprender y para recordar lo aprendido. Con lo cual, un ambiente con estrés,  condicionará la inteligencia de nuestros hijos para el resto de su vida. Existen  estudios que lo demuestran, Escuela con Cerebro tiene publicado en su blog varios estudios que así lo avalan.

Nuestros muchachos están en entornos estresantes constantemente, y los escenarios de aprendizaje, tanto en las aulas como dentro de las familias, suelen ser estresante.

¿Qué es la Reflexología?

La Reflexología es una terapia  que se basa en el principio de que existen zonas reflejas en los pies y en las manos que se corresponden con todas las glándulas, órganos y partes del cuerpo.

Es un método que consiste en estimular estas zonas con una técnica de compresión y un tipo de masaje utilizando los pulgares y los dedos de las manos. El resultado de estimular estas zonas reflejas es provocar una respuesta directa en una zona del cuerpo relacionada con ellas.

En la reflexología, el pie y la mano derechos representan el lado derecho del cuerpo y el pie y mano izquierdos, el lado izquierdo. Un Reflexólogo bien entrenado trabajará manos y pies en el mismo tratamiento para una mayor efectividad. Pero la Reflexología suele trabajarse exclusivamente en pies (Reflexología Podal). Los pies responden mejor al tratamiento que las manos; estos, al contrario que las manos, suelen estar protegidos por los calcetines y zapatos, y son más sensibles al tratamiento.Además la identificación de los puntos reflejos en manos es distinta a la de los pies, siendo más fácil identificarlos en los pies.

Son muchas las patologías que la Reflexología puede aliviar, pero el estrés y la ansiedad probablemente sea uno de los que mejor resultados se obtiene.

Además, la Reflexología no puede dañar ningún sistema, no existe contraindicaciones tras practicar la terapia, siendo una terapia fantástica para niños y adolescentes…reflexologia

¿Cómo abordé el tratamiento con la Reflexología?

Tenía claro que la Reflexología sería un tratamiento complementario y nunca excluyente. El tratamiento de un niño con TDAH supone una gran inversión de tiempo y esfuerzo, y el control requiere el seguimiento de un médico y de un psicóloco o psicopedagogo, profesores de apoyo escolares o extraescolares, actividades de ocio y tiempo libre, etc, y nosotros con la Reflexología seríamos un apoyo más para eliminar el estrés que provoca el TDAH en los niños al vivir en Sociedad.

Mi objetivo principal fue ir directamente a reducir la ansiedad y el estrés que el niño podía acumular. Su entorno era  muy importante, por eso para que un trabajo fuera totalmente eficaz había que trabajar también a sus padres y así poder reducir en ellos el estrés que les generaba la situación.

A partir de aquí, se fue comprobando cómo todos se adaptaban al trastorno de forma más tranquila y sin repercutir de forma negativa en el pequeño, les ayudó muchísimo en el control de conducta ante el niño y modificaron poco a poco su actuación en casa. Todos vieron un pequeño cambio.

En líneas generales, los trastornos más graves ocasionados por el estrés son los cardiovasculares, pero el desajuste que provocan puede afectar a otros muchos sistemas del organismo. Esto se debe a que la respuesta al estrés está regulada por el Sistema Nervioso Autónomo y el Sistema Endocrino y estos sistemas son los encargados de activar la totalidad de las funciones fisiológicas. Por eso, si hay una sobrecarga en la actividad del Sistema Endocrino y del Sistema Nervioso Autónomo, esto tiene consecuencias en muchas de las funciones vitales aunque no llegue a producir un trastorno.

Por eso, mi objetivo a través de la Reflexología era equilibrar los dos sistemas, el Sistema Nervioso y el Sistema Endocrino, esta era la solución para bajar e incluso eliminar los niveles de estrés y de ansiedad, para posteriormente regular los trastornos que producían el propio estrés.

Enseñar la técnica a las familias fue lo más sencillo…

La Familia, la pieza clave 

Puedo asegurar que existen padres de todo tipo, padres con una gran actitud positiva y grandes dosis  de paciencia y familias más negativas e imprudentes, pero sin embargo, todos, sin excepción de ninguno,  adoran a sus hijos y trabajan con ellos de la mejor forma que saben hacerlo. Pero, lo cierto es que los niños con TDAH pueden llegar a ser muy agotadores y estresantes, y cuando ese estrés es continuado y se une a un sentimiento de preocupación sobre su futuro, el desgaste puede afectar incluso a las personas emocionalmente más fuertes. imagenes-familia-unida2

Por eso recordad que se trata de un proceso de desgaste que se produce por agotamiento físico más que por una debilidad psicológica personal y que contar con la Reflexología en casa, os ayudará a disfrutar más del  paseo.

Si deseas recibir más información escríbenos a info@terapiaselcipres.com

Gracias por todo Jesús…

 

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


  • 5 − = 3

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>