25 nov 2014
noviembre 25, 2014

La Fibromialgia y la Reflexología

1 Comment

Lucía tiene 54 años, y si todos nos guiamos con una frase clave que nos ayuda a andar día tras día, la de Lucía es esta, “No vas a poder conmigo”, y ahora déjame que te cuente su pequeña historia y cómo la Reflexología y una buena actitud hizo que su vida cambiara a mejor…

TU¡¡¡¡Lucía tiene Fibromialgia, sus primeros síntomas aparecieron entorno a los 36 o 37 años, y fue a sus 45 cuando por fin la diagnosticaron esta enfermedad, y digo por fin, porque los síntomas son un poco ambiguos e imposibles de probar con pruebas de laboratorio, y esto hace que esta enfermedad tenga un difícil diagnóstico, en fín, que  leí, me documenté y estudié mucho la enfermedad para poder elaborar un método eficaz de trabajo a través de la Reflexología, pero sin duda, escucharla y tratarla, fue la clave para obtener una visión mucho más limpia y clara de esta patología.

Mi primera pregunta tras trabajar con ella durante un par de meses fue muy directa, fue algo así como…, ¿Cómo te sientes ante el mundo, sientes que te comprenden?, me miró, sonrió y me dijo con semblante firme y sereno, “Lo que piensen los demás sobre mi enfermedad, hoy ya no me importa”.

Sin duda, interesante…, y verás por qué. Nos encontramos ante una enfermedad difícil e incluso solitaria en cierto sentido. Desde los primeros síntomas, el enfermo debe de aprender a explicar lo que le sucede, hacerse entender para que los que comparten el día a día con él puedan entenderle y ayudarle y sobre todo, obtener una actitud positiva y de apoyo, y esto, por desgracia, en la gran mayoría de las veces no es tarea fácil…

Sufrir en silencio o sentirse incomprendido es letal para el estado de ánimo de la persona que sufre la fibromialgia, pero déjame que te cuente un poco sobre esta enfermedad y luego sigo contándote la historia de Lucía.

¿Qué  es la Fibromialgia?

La Fibromialgia es una enfermedad reumatológica caracterizada por sensibilidad aumentada al dolor en ciertos puntos característicos del cuerpo y la presencia de dolor crónico difuso. Aparece acompañada de malestar general, sueño no reparador, depresión y una larga lista de síntomas frecuentes.

A pesar de haber tantas manifestaciones relacionadas con esta enfermedad, sólo el dolor en los puntos gatillo es un criterio determinante para diagnosticar esta enfermedad. Como enfermedad que afecta al sistema músculo-esquelético (músculos, tendones, ligamentos…) es tratada por el reumatólogo aunque lo ideal es estar en manos de un equipo interdisciplinar.

El dolor muscular es el síntoma más característico, de hecho, de aquí proviene el nombre de esta dolencia que, literalmente, significa “dolor en músculos y tendones”.

Para diagnosticar este síndrome existe un protocolo a seguir elaborado por el American College of Rheumathology que consiste en localizar unos puntos dolorosos, gatillo o tender points que en aquellas personas afectadas provocan una sensación de dolor caracterísitica en al menos once de los dieciocho puntos existentes.Tender Points

La presión digital debe ser realizada con una fuerza aproximada de cuatro kilogramos. Para que un punto gatillo sea considerado positivo el paciente debe sentir dolor, no es suficiente con sentir presión o sensibilidad.

El dolor generalizado debe haber estado presente durante al menos tres meses. El dolor es describo como calambres o pinchazos y nunca afecta a las articulaciones. Es constante durante el día o varía desde la mañana hasta la hora de acostarse en función de la climatología o la actividad física. Casi, lo único que comparten casi todos los pacientes es la sensación de malestar producida por estos dolores.

 

Síntomas de la Fibromialgia

La fatiga es otro síntoma, la sensación es constante en casi todos los pacientes, y puede representar desde una simple molestia hasta una causa incapacitante que afecta gravemente la vida diaria del enfermo. Muchos pacientes experimentan una sensación de rigidez que puede llegar a ser agobiante. Afecta a todo el cuerpo en general y se da especialmente por la mañana, al levantarse, o tras períodos de tiempo prolongados en los que no se ha cambiado de postura. También la parestesia es uno de los síntomas más comunes que esta dolencia conlleva. La sensación es descrita como un hormigueo, principalmente matinal, en manos y pies, aunque puede darse en otras zonas del cuerpo. Síntomas del torax, piernas inquietas, cefaleas y dolor en los músculos faciales, depresión y ansiedad, hipersensibilidad sensorial, picor, escozor, sequedad o hinchazón local, sobre todo en manos y pies, algunos son víctimas de alergias con mucha facilidad, como rinitis o fiebre de heno.10301817_s

Despertarse repetidamente durante las horas de descanso, sensación de fatiga y sueño no reparador son características de la fibromialgia. Es común la sensación constante de tener la vejiga llena y ganas de orinar. Esto puede volverse crónico y provocar la inflamación dolorosa de la vejiga llamada cistitis intersticial. Las mujeres afectadas por la fibromialgia pueden sufrir molestias en la vulva y durante el coito.

El colon irritable se caracteriza por alternancia entre períodos de estreñimiento y diarrea, gases intestinales e hinchazón abdominal. Se da en más del 60% de los afectados. Es importante consultar con el médico pues puede delatar la existencia de parásitos intestinales o candidiasis. La candidiasis es un hongo que se encuentra naturalmente en nuestro tracto digestivo y genital. Cuando alguien sufre esta infección, su lengua y su paladar su cubren progresivamente de una capa blanquecina. En mujeres es también frecuente que infecte la zona de la vagina. Afecta a un porcentaje muy alto de afectados por fibromialgia y la explicación es que la mayoría de estos pacientes han sido tratados con antibióticos por otras infecciones. Al eliminar los microorganismos que antes compartían nuestro organismo con Candida, ésta puede crecer a sus anchas provocando una infección.

¿Qué causa la fibromialgia?

No existe sobre la causa de la fibromialgia una respuesta que ponga de acuerdo a todos los investigadores. De hecho, la fibromialgia es oficialmente una enfermedad de etiología desconocida, es decir, sus causas se ignoran. Una de las razones que explican esto es que hasta la fecha no se ha encontrado ninguna prueba de laboratorio capaz de detectarla. A falta de algo tan importante, de momento, todo el esfuerzo médico se centra en paliar los síntomas asociados a esta dolencia. Algunas hipótesis sobre el tema hablan de infecciones víricas similares a una gripe, productos químicos, incluso existen explicaciones más esotéricas, en fin, hay para todos los gustos…

¿Cómo puedo ayudarte con la Reflexología? 

Como bien sabes soy Reflexóloga, y supongo que cada especialista desde su metodología tiene diferentes soluciones para paliar el dolor, te hablaré de cómo la Reflexología puede ayudarte y para ello volveremos a hablar del caso de Lucía.

11486806_sFrases de Lucía el primer día que se animó a venir a verme… “Estoy muy cansada”, “Mi marido no entiende que esté enferma y que en casa no quiera moverme y mucho menos entiende  que  si quiera salir con mi hija de paseo para pensar en algo diferente y olvidarme del dolor”, “Mi entorno no entiende que tenga que moverme para vencer a la enfermedad”, “No consigo dormir horas seguidas y me levanto más cansada que cuando me acosté”, “Unas veces estoy activa, otras inactiva, otras nerviosa, a veces siento que no puedo controlar mi forma de ser, lloros, estallidos de rabia”, “Como sin saber cuándo parar”, “Los dolores me matan, tengo una niña pequeña y no la puedo seguir el ritmo”, “No puedo esperar mucho tiempo de pie, limitándome mucho, a mi y a mi familia”, “En casa ya no hacemos planes porque nunca sabemos si los dolores me dejarán o no”, “Mi madre sigue sin entenderlo, dice que por su edad ella debería tener muchos más dolores que yo”, en fin, sin duda debía trabajar con Lucía desde mi punto de vista tres líneas muy importantes, debía intentar mejorar su calidad de sueño, sus frecuentes ataques de ansiedad y sobre todo esos fuertes dolores musculares y articulares, y eso es lo que hicimos.

Vino con ganas, muy incrédula, como la gran mayoría de mis pacientes, pero debía asegurarme que volviera, ya que una única sesión de reflexología no conseguiría resultados que perduraran en el tiempo. Lucía se comprometió a trabajarse una vez por semana al principio, según fuimos viendo que había mejoría en su día a día, fuimos espaciando las sesiones hasta que llegó un día que estimamos vernos sólo cuando ella notara dolores. En las sesiones además de Reflexología había algo más, Lucía hablaba, se sentía cómoda y comprendida y esa liberación de emociones también fue un componente importante a su mejoría.la fibromialgia

Fue así como Lucía le ganó la batalla a la Fibromialgia, confiando en la Reflexología pero sin duda, confiando en ella misma.

Me gustaría mencionar que hay muchos profesionales que proponen algún cambio en la vida diaria, hablan de mejoría si se cambia la dieta, pero no soy dietista y supongo que habría que investigar en cada caso la alimentación, qué es lo que perjudica el cuerpo de cada enfermo.

Me consta que diferentes disciplinas trabajan muy intensamente en mejorar la calidad de vida de los enfermos y desde aquí aplaudo todas y cada una de las iniciativas, Gracias, y gracias a ti también Lucía, sin ti, esto no hubiera sido posible.

 

Si quieres seguir recibiendo la publicación de mis artículos y aún no estás subscrito a nuestra Newsletter, hazlo rápidamente introduciendo tu correo electrónico en el apartado de suscripción que te encontrarás junto al artículo.

 

 

 

 

 

 

One Response to La Fibromialgia y la Reflexología
  1. Hola tengo una paciente con Fibromialgia, lo que passa és que Su intestino no funciona. Lá persona tiene muchos problemas emocionales, lo que hago ademas de reflexologia hago tambien massage metamorfica


[top]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>