Masajes infantiles

¿Por qué no puede perdérselo tu Bebé?
Porque como padres y cuidadores queremos lo mejor para ellos.
No hay que descuidar el vínculo crucial que existe entre la madre y el recién nacido. Cuando somos bebés, nuestra única relación con el mundo es a través del tacto.

Del tacto aprendemos unos mensajes concretos sobre si somos aceptados o no, si somos amados y deseados y la importancia que tenemos en el hogar al que acabamos de llegar. En esencia, nuestra autoestima se va a formar definitivamente a través del tacto en nuestros primeros días de vida.
Es muy posible que todo nuestro futuro, nuestro sentimiento de identidad y nuestra relación con el mundo y las demás personas dependan de este primer contacto.

masajes infantiles¿Qué sabemos del Tacto?
El tacto tiene un papel importante en el desarrollo psicológico y conductual de toda la persona, así que imagínate lo que puede hacer en un bebé que acaba de llegar al mundo.

Son tan obvios los futuros esquemas de comportamiento de los bebés que han establecido relación con los padres a través del masaje, que la psicología moderna no ha hecho más que empezar a investigarlo.

La piel no se considera como un órgano, pero, de hecho, después del cerebro, es el más importante de todos nuestros sistemas de órganos y seguramente el más sensible. Su mismo desarrollo precoz en la vida prenatal indica la importancia fundamental que tiene para el organismo. El sentido que está más estrechamente relacionado con ella es el tacto, que es nuestro primer medio de comunicación, ya que es a través de nuestra piel como podemos literalmente “entrar en contacto” con nuestro entorno inmediato. Actúa como sistema nervioso externo, al tenernos informados de lo que sucede a nuestro alrededor, al regular la temperatura y el metabolismo y al defendernos de las agresiones o invasiones procedentes del exterior.

Nuestros sentidos se desarrollan en una secuencia bien definida: el tacto, el oído y la vista; lo cual distingue al tacto como al que tiene la influencia más significativa sobre nuestro primer desarrollo.

Lo más interesante del tacto y del masaje es que ya lo practicamos a nivel inconsciente, como lo demuestra la relación madre-hijo, en la que la madre quita de forma instintiva el dolor al niño frotándole simplemente la parte lastimada, o consuela al bebé que llora abrazándole y dándole palmaditas.

Sin embargo, no es el tacto en sí lo que cura y reconforta, sino cierta calidad en el mismo. Todos hemos podido observar a algún niño que estaba siendo llevado de un modo que no expresaba precisamente solicitud, sino más bien una intensa irritación. Este tipo de comunicación obtiene el efecto contrario.

masajes infantilesEstá claro, por lo tanto, que podemos enviar mensajes concretos a otro ser humano mediante el tacto. El tacto puede parecer el mismo, pero en diferentes ocasiones puede emitir mensajes claramente distintos, y obtener, en consecuencia, diferentes respuestas. Cuando le cogemos la mano a alguien o le ponemos el brazo sobre el hombro para tranquilizarle, le hacemos saber que no está solo, que estamos a su lado y que puede contar con nuestro apoyo. Este mensaje, enviado a través del tacto, es mucho más poderoso que la palabra hablada. El tacto nos une a otro ser humano de una manera que deja una profunda sensación de seguridad y “conexión”, por eso, nosotros como padres o cuidadores de un bebé no debemos perder de vista esta gran verdad.

Si tu Bebé creció…, tranquilo, porque afortunadamente nunca es tarde…
Para aquellos niños que no tuvieron la adecuada experiencia de tacto amoroso, el masaje afectuoso puede ser la clave para sentirse más amados y apoyados por los demás. Cuando notamos que se

ocupan de nosotros y nos aprecian, nos sentimos mejor con nosotros mismos, lo cual tiene inmediatamente amplias ramificaciones. Al sentirnos más apoyados, nos abrimos a los demás, disfrutamos más con ellos, somos más alegres y estamos más tiempo juntos.

¿Por qué hacer un Curso de Masaje Infantil?

  • Porque tendrás una herramienta maravillosa que fortalecerá el vínculo afectivo entre tu hijo y tú.
  • Porque podrás adaptarla a tus hijos mientras van creciendo, gateadores, preescolares, escolares y adolescentes, y si ya los tienes, aprenderemos juntos ideas para adaptar un masaje para ellos.
  • Porque nuestro programa incluye una secuencia diseñada para ayudar a aliviar los síntomas de los cólicos.
  • Porque facilitará el sueño de tu Bebé.
  • Porque le reforzará el Sistema Inmunológico.
  • Porque le ayudará a madurar el Sistema Nervioso.
  • Porque ayudara a equilibrar los períodos de estimulación y relajación antes de lo habitual.
  • Porque aprenderás estiramientos suaves que son fundamentales para el desarrollo infantil, especialmente para las conexiones interhemisféricas del cerebro.
  • Porque aprenderás de aromaterapia y aceites específicos para tu Bebé.
  • Porque te ayudará a comprender el llanto de tu bebé, a aceptarlo y sobre todo a respetarlo.
  • Porque conocerás los beneficios del masaje infantil, los debatiremos  con padres y bebés en tu misma situación y te hará ver y comprender que todos tenemos los mismos miedos e inseguridades al principio, y que el tacto con tu Bebé te hará ver que la clave en la comunicación radica en aprender a escuchar a tu Bebé.
  • Porque crea un entorno de paz familiar maravilloso.
  • Y sobre todo porque te dará una gran confianza y seguridad en ti mismo/a.

Te aseguro que tu Bebé lo sentirá y  aceptará con una gratitud infinita.
Sin duda, os cambiará la vida.